Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors
Filtra por categorías
Actualidad
Adquisición
Aerolíneas
Alianzas
Alianzas
Alianzas
Alianzas
Arte
Audífonos con Tinta
Canales
Casos de éxito
Ciberseguridad
Cine
Cine y TV
Columna
Columna de opinión
Columna de opinión
Columna de opinión
Conectividad
Cultura
Danza
Economía
Economía
Económicas
Emprendimiento
Emprendimiento
Emprendimiento
Emprendimiento
Estilo de Vida
Estilo de Vida
Estilo de Vida
Estilo de Vida
Eventos
Eventos
Eventos
Eventos
Exhibición
Exposiciones
Festival
Festivales
Gamer
Gastronomía
Gastronomía
Gobierno
Gobierno
Gobierno
Gobierno
Hoteles
Infraestructura
Infraestructura
Innovación
Innovación
Innovación
Inversiones
Literatura
lugares
Lugares
Medio Ambiente
Movilidad
Música
Negocios
Planes
Planes
Planes
Productos
Pymes
Reconocimiento
Recursos Humanos
Recursos Humanos
Reseña
RR.HH.
RSE
RSE
RSE
Seguridad
Seguridad
Servicio
Servicios
Servicios
Sociales
Sociales
Sociales
Software
Sostenibilidad
Sostenibilidad
Sostenibilidad
Sostenibilidad
Sostenibilidad
Teatro
Tecnología
Telecomunicaciones
Televisión
Tendencias
Tendencias
Tendencias
Turismo
Uncategorized

El turismo no creció al mismo ritmo que la economía del país

Síguenos en Google News

Conviértenos en tu fuente de información en Google News.

La estabilidad económica ha sido un factor determinante en el comportamiento y consumo del turismo y, por ello, conocer la dinámica de los últimos años, adquiere un papel importante para saber la afectación y recuperación tras coyunturas y los resultados de las acciones llevadas a cabo desde el Gobierno y los actores del sector.

El Dane publicó la Cuenta Satélite de Turismo 2022 en la que, a precios corrientes, el sector turístico generó un valor agregado de COP $28 billones, lo que significó un 11% más que en 2019, esto sin tener en cuenta el efecto inflacionario entre 2019 y 2022, por lo anterior el valor agregado de todas las actividades económicas presentó un incremento del 37%, lo que demuestra que la economía nacional creció más que el turismo.

El sector presentó una participación del 2,1% sobre el valor agregado nacional, es decir, 0,5 puntos porcentuales menos, si se compara con los 2,6% que representaba en 2019.

El gasto turístico receptor, en precios corrientes, fue de COP $40,2 billones, lo que indica un crecimiento del 65% en comparación con 2019. Sin embargo, el gasto turístico interno fue de COP $14,8 billones, lo que indica, un 10% menos que en prepandemia.

En 2022 los flujos de turistas presentaron un crecimiento de 103,3% al pasar de 1,6 millones de personas en 2021 a 3,2 millones de personas en 2022.

Finalmente, el gasto turístico emisor fue de 20,3 billones, lo que significa un aumento del 12% que en 2019.

“Hay aspectos que debemos tener en cuenta y que, sin duda, marcarán la diferencia en estas cifras como lo son el impulsar la inversión en nuestro país, el turismo emisivo, interno y receptivo. Es nuestra responsabilidad hallar mejores condiciones para el sector que redunden en oportunidades para el empleo y el normal ejercicio”, señaló Paula Cortés Calle, presidente ejecutiva de ANATO.

Y agregó: “esperamos que el turismo se siga fortaleciendo y, para ello, necesitamos el apoyo efectivo del Gobierno Nacional en desarrollo de políticas que incentiven el turismo como la diminución del IVA al 5% en los tiquetes aéreos; respecto a los servicios de hotelería y turismo, mantener la exención del IVA o buscar una tarifa diferencial; e incrementar la conectividad aérea para que continúen los crecimientos en los flujos de viajeros desde y hacia Colombia, así como la generación de divisas del sector”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más tinta y tecnología